Limpieza y mantenimiento de los saxofones

Jan 21, 2020
 
Limpieza y mantenimiento de los saxofones

¿Requiere mantenimiento mi saxofón? ¿Cada cuánto y cómo debo limpiarlo?

Cuidar de los instrumentos musicales es algo muy importante si queremos garantizar su durabilidad. Si no
seguimos un mantenimiento, cuidado y limpieza adecuados, esto podría acabar afectando a su
sonido.
Si eres saxofonista o quieres serlo, en este artículo encontrarás algunas pautas y consejos que te
servirán para aprender cómo limpiar tu saxofón, así como cuáles son los mejores productos que
puedes utilizar.


¿Por qué es importante limpiar tu saxofón?

En lo que respecta a la limpieza y cuidado de los instrumentos, los de viento cuentan con una
“desventaja”. Además de la cuidadosa limpieza que requieren todas sus piezas, necesitan también
una limpieza interior constante.
Si no realizamos un mantenimiento adecuado del interior del saxofón después de cada uso, con el
tiempo se puede acumular dentro de las tuberías un nivel de suciedad no deseado de saliva. Esta,
además de su difícil y costosa limpieza, puede acabar afectando a la sonoridad de nuestro
instrumento.
Pero esta limpieza no solamente es importante por mantenimiento del instrumento, sino también por
higiene, y es que la falta de limpieza puede generar en la aparición de hongos y bacterias en el
interior de nuestro instrumento.

limpiadores saxo alto   


Diferentes formas de limpiar el saxofón en casa

Dependiendo de la necesidad o del tiempo que dispongamos para limpiar nuestro saxo, existen
diferentes formas de limpiarlo, como podemos ver en la siguiente infografía.


                       

-Limpieza exterior del saxofón 

Algo muy importante que debemos tener en cuenta, es el material de nuestro saxofón, pues esto
determinará el tipo de bayeta que usaremos para limpiar su superficie exterior.
Para los saxofones plateados lo recomendado es utilizar bayetas con productos químicos, que
permiten eliminar las manchas superficiales, normalmente provocadas por el contacto directo con la
luz, el ambiente y el propio uso.
Por su parte, los saxofones lacados no suelen presentar este tipo de manchas por lo que nos servirán
los paños de microfibra, sin productos químicos, para poder eliminar las marcas de huellas o el
polvo.
Hay que recordar que no debemos usar ningún producto abrasivo al limpiar el exterior de nuestro
saxo, pues puede dañar los corchos y las zapatillas.

                 

bayeta lacados                  

-Limpieza interior del saxofón

Es importante limpiar el interior del saxofón cada vez que lo usemos.
A la hora de realizar la limpieza interior, se recomienda no utilizar escobillones, pues además de
depositar polvo y deshiladuras en las zapatillas, mantienen la humedad dentro y pueden llegar a
dañar el saxofón.
Lo más aconsejable es utilizar pañuelos o trapos limpiadores con contrapeso. Existe uno más grande
que servirá para limpiar el cuerpo del instrumento, y otro más pequeño que nos ayudará en la
limpieza interior de boquillas y tudeles.
La manera de limpiarlo, tanto si hablamos de la boquilla, el tudel o el cuerpo, siempre debe ser de la
parte más ancha a la más estrecha. Hay que tener en cuenta que el saxofón no deja de ser un tubo
con forma cónica, por lo que si introducimos el pañuelo por la zona estrecha podría atascarse,
impidiendo no solo llegar a las partes anchas, sino en los peores casos, sacarlo de nuevo.
Un consejo que podemos darte es, al terminar de realizar la limpieza, guardar los trapos en el
exterior del estuche de nuestro saxofón, y dentro de una bolsa. De esta forma evitaremos la
humedad.

limpiador saxo alto                      

                      

- Limpieza de las zapatillas

Al limpiar nuestro saxofón, no debemos olvidarnos de secar las zapatillas. Para ello utilizaremos los
pad dryer o secazapatillas, que gracias a su capacidad absorbente, nos permitirán eliminar los restos
de saliva o agua.
Para utilizarlo, lo situamos debajo de la zapatilla, mientras la abrimos y cerramos sin mover el
papel. Debemos evitar arrastrarlo o pasarlo por encima, pues, además de que puede romperse,
también puede desgastar las zapatillas y dejar restos.
Secazapatillas saxofón

En conclusión

Como hemos visto, limpiar nuestro saxofón no es difícil, por lo que si te preocupas por que tenga
una buena sonoridad además de por la higiene, dedícale un tiempo periódicamente. De esta forma
no solo lo notarás positivamente al tocar, sino que te sentirás más a gusto y tu instrumento te
gustará aún más.

Contecte con nosotros... ¡Te llamamos gratis!